Rutas de Senderismo

Ruta Langaño – Tremuzo

Desde la salida en la zona de O Freixo iniciamos la subida cara el Tremuzo. La ruta que nos lleva hasta la cima permitirá realizar una serie de hallazgos que son de gran interés para descubrir un poco de la historia de la zona.
La primera parada la realizamos delante de la Iglesia de San Xoán de Sabardes y después continuaremos por la misma carretera para desviarnos a la derecha para ver la “fuente milagrosa” de San Benito y las ruinas de la capilla. Seguimos por el sendero y retomamos la carretera principal durante pocos metros para desviarnos a la derecha por el sendero que nos lleva hasta los petroglifos de Fontemoureira.
Seguimos el sendero y vamos hacia arriba para enlazar nuevamente con la carretera hasta la aldea de Magor. Pasada esta población nos desviamos por un sendero a la derecha que nos lleva hasta el camino que sube desde Catasueiro y que nos lleva hasta el último cruce con la carretera general. De ahí a la cima hay un tramo duro de 1 km.
Después de disfrutar del paisaje desde el Punto Geodésico, iniciaremos la bajada por el sendero a la derecha directamente hasta la aldea de Outón. Desde allí, por carretera llegamos hasta el Crucero del Cristo de Os Pombeiros y nos desviamos por el sendero para llegar a la iglesia del Crucero de Roo.
Iremos hasta la aldea de Rates y cogeremos el camino paralelo a la nueva carretera que desemboca en Punta Langaño, a pie del nuevo viaducto. Al girar en Punta Langaño y después de pocos metros nos desviamos por el sendero a la izquierda que nos lleva a enlazar con la Senda Verda de Albán.
Subiremos hasta Albeida y bajamos cara Serantes para desviarnos por un sendero estrecho que llega hasta el área Recreativo del Requeixo. A partir de ahí seguiremos el sendero litoral hasta la playa de Broña y después de vuelta a O Freixo observando todo el patrimonio de la historia de los Carpinteros de los Piés Mojados.
Distancia: 26,8 km.
Dificultad: Moderada
Altitud máxima: 514 m
Tipo de Ruta: Circular.
Desnivel acumulado: 814 m
Consulta aquí más información de la ruta.

Descarga aquí el mapa de esta ruta (kmz).

Ruta A Ponte Nafonso – Monte Castelo -Tambre

El inicio de la ruta es desde una de la joyas arquitectónicas de la comarca, Pontenafonso, con sus más de 20 arcos y su pasado medieval nos da la salida para una ruta vinculada al río Tambre.

Nos desviamos a la derecha y seguimos por la carretera hasta el Puente del rio Donas donde nos desviamos a la izquierda hasta el “Ponte dos Arados”, debidamente señalizado.

Lo cruzamos y por distintos caminos de tierra subimos hasta la aldea de Cando para enlazar con la carretera general y llegar hasta el cruce que indica Mirador de Monte Castelo. Seguimos las indicaciones y subimos los últimos dos kilómetros por una pista ancha hasta el mirador.

Allí tendremos la oportunidad de fotografiar una de las mejores vistas del tramo final y de la desembocadura del Tambre y de la Ría de Muros y Noia. La visita a Pedra Serpal se hace imprescindible y si alguine se anima, existen empresas que realizan escalada en la roca.

Bajaremos por un sendero a la izquierda que nos lleva hasta la carretera que viene de Cando a Insua y allí nos deviamos a la izquierda hasta llegar al sendero del Tambre para ir hasta la Central Hidroeléctrica.

Volvemos sobre nuestros pasos y en el cruce seguimos hacia la izquierda para llegar hasta el Pazo do Tambre y después hasta la Iglesia de San Tirso de Cando.

Desde ahí, hasta el punto de salida nos quedan 3 km por la carretera principal.

Distancia: 18,5 km
Dificultad: Moderada
Altitud máxima: 416 m
Tipo de Ruta: Circular.
Desnivel acumulado: 558 m

Consulta aquí más información y el mapa da ruta.

Descarga aquí el mapa de esta ruta (kmz).

Ruta de loss carpinteros con los piés mojados

Esta ruta litoral nos va a permitir visualizar un espacio “histórico” donde se realizaba un trabajo artesanal vinculado directamente con la actividad de la pesca y el marisqueo. Se visitan dos astilleros que aún se conservan en buen estado para apreciar el trabajo que en ellos se realizaba. También, se pueden ver «moitos restos da pegada destas carpinterías que durante sesenta ou setenta anos foron o sustento de medio millar de familias da zona».

Cómo explica Santi Llovo en uno de sus estudios: «toda pedra que hai no mar ten un significado. Se non sabes o que había, non sabes o que queda. Hai carpinterías das que só quedan as ramplas de lanzamento, mentres que outras están mellor conservadas. Pódense ver os lugares onde se fixeron barcos como o Joaquín Vieta, o Eliseo, o Galeón de Abelleira ou o Carmen Barcia».

La experiencia de realizar la ruta de Os Carpinteiros cos Pés Mollados permite conocer la historia, ya que se pueden descubrir muchas cosas relacionadas con la construcción de barcos y con las personas que trabajaban en cada uno de los aspectos necesarios para llevar a buen puerto la construcción de barcos. La figura de “o fragueiro” que iba al monte a buscar el carballo específico o como se curaba la madera.

El Concello de Outes está apostando por la carpintería de ribera y, por ello, va a rehabilitar un astillero para convertirlo en un centro de interpretación. Está situado en la zona de Broña y es una de las paradas obligadas en la ruta.

El otro astillero que se visita es el de San Cosme en el cual se aprecia una rampa de acceso en muy buen estado y una zona de cobijo.

La carpintería de ribera fue declarada en el año 2019 bien de interés cultural, ya que la Xunta quiere garantizar la investigación, promoción y protección de esta técnica.

Durante la ruta se pueden ver los restos de los astilleros donde se construyeron barcos como el Joaquín Vieta.

Distancia: 16,5 km (ida e volta)
Dificultad: fácil
Altitud máxima: 20 m
Tipo de Ruta: ida y vuelta.
Desnivel acumulado: 60 m
Descarga aquí el mapa desta ruta (kmz).